contratar un gabinete de prensa

contratar un gabinete de prensaLa comunicación, como el fútbol, es algo de lo que prácticamente todo el mundo cree saber. Las barras de bar no solo están pobladas de entrenadores y directores deportivos, sino también de expertos en marketing y estrategas publicitarios que, vaso en mano, señalan sin rubor los fallos en la comunicación de grandes empresas, lo errado de sus mensajes y cuánto se equivocaron con su último spot en televisión. Pero, aunque haya un dircom dentro de cada uno de nosotros, quizá sea mejor idea contratar un gabinete de prensa.

El conocimiento del campo en el que cada empresa opera es fundamental para elaborar buenas estrategias de comunicación, sin duda. Pero eso no implica que un experto en comunicación no pueda aprender conocimientos específicos: de hecho, los buenos profesionales se involucran con sus clientes, aprenden y aplican así su expertise comunicativa para conseguir los mejores resultados. Por eso, contratar un gabinete de prensa externo puede ser una gran idea, especialmente por estos motivos:

Eres bueno en lo tuyo y el mundo merece saberlo

Puede que no seas un hacha comunicando, pero sin duda dominas tu campo. Tienes trayectoria, experiencia, grandes clientes y unos extensos conocimientos en un campo concreto. Tu empresa hace un trabajo bueno y atractivo, y poder comunicarlo con el mundo puede hacer que llegue todavía más trabajo.

La comunicación es la herramienta con la que llegar más allá de nuestro ámbito de actuación propio, saltar vallas y llegar a donde todavía no nos conocen. Contar con ella es una manera de seguir concentrado en lo que ya haces bien, aprendiendo y desarrollándote como especialista en un campo concreto, mientras el mundo puede saber de ello.

Todo está en el enfoque

Un buen profesional de la comunicación se diferencia por su capacidad de enfoque. Los buenos gabinetes de prensa son capaces de encontrar una noticia en la actividad de prácticamente cualquier empresa, darle la forma adecuada y presentarla a los medios de una manera atractiva y sugerente.

No se trata de vender humo, sino de detectar la noticia. Extraer esa información noticiable y, a partir de la percha inicial, captar la atención mediante una presentación rigurosa y precisa, pero también dinámica y cautivadora. Para tener esa capacidad, además de una siempre valorable experiencia en los medios de comunicación, los profesionales deben tener desarrollado un criterio bien agudizado.

El tiempo también influye

No por no trabajar en el mundo de la comunicación se carece por completo de la capacidad o el criterio para comunicar. Hay quien, pese a haberse formado y trabajado en campos dispares, sí tiene ese buen ojo y esa buena mano que hacen falta para encontrar un enfoque y comunicarlo. Pero, aunque fuese el caso, en muchos casos no se dispone del tiempo ni la calma necesarios para ponerse a ello.

Contratar un gabinete de prensa, además de por su capacidad de comunicación, enfoque y contactos en los medios, no deja de ser -simplificándolo mucho- contar con una mano de obra externa. Y, en definitiva, también ayuda contar con ojos y manos profesionales que ayuden a sacar el trabajo adelante sin que el personal interno de la empresa tenga que dedicarse a ello.

Destaca en un mundo de leones

El mercado es la selva. Comes o te comen. Y cada oportunidad perdida para comunicar tus acciones y destacar sobre el resto no es que no sume: resta. Quedarse parado es sinónimo de retroceder, ya que el resto del mundo no va a dejar de avanzar. Para poder dar a conocer nuestro trabajo, nuestros productos o nuestros servicios necesitamos que se nos vea y escuche.

La comunicación es una de las maneras más rentables e inteligentes de conseguir hacernos notar y demostrarle al mundo lo que sabemos hacer, en lo que somos buenos y por qué deberían conocernos y confiar en nosotros. Porque cada segundo de atención que captemos es un segundo de atención que no tiene la competencia.

Contratar un gabinete de prensa es fundamental para ir un paso más allá y subir un peldaño más arriba en la escalera de los negocios. Las redes sociales son una herramienta extremadamente potente y el universo digital es inabarcable, pero los medios de comunicación aportan un plus de prestigio y notoriedad que no puede conseguirse en ningún otro lugar.

Compartir esta entrada

Deja un comentario